Skip to content

Akuyaku Reijou wa Danna-sama wo Yasesasetai. Vol 3- Capitulo Final 2

Volumen 3

Final 2

Con una sola cosa en mente, Camilla esperó a Alois.

"Lord Alois, por favor, siéntese ahí."

"¿Eh? Um.... Ok."

Al anochecer, Alois regresó a la casa que le habían prestado, pero se sorprendió cuando Camilla lo abordó repentinamente.

¿Qué hacía Camilla en su habitación? ¿Por qué de repente le está dando órdenes así? Alois no tenía ni idea de lo que estaba sucediendo, pero siguió las órdenes de Camilla y se sentó.

En lugar de la silla personalizada construida para llevar su peso de vuelta a la mansión, se sentó en una silla ordinaria mientras que Camilla se sentó frente a él.

"Por favor, deme su mano."

"De acuerdo".

Alois asintió obedientemente con la cabeza mientras le extendía la palma de la mano. Agarrándole la muñeca sin previo aviso, ella le tiró de la mano hacia ella bruscamente.

Ignorando la sorpresa de Alois, Camilla sacó un pequeño recipiente y le puso en la mano una gran cantidad de crema dura y espesa. Luego, empezó a frotar los dedos y la palma de la mano de Alois.

Un olor fuerte y desconocido le quemó las fosas nasales. ¿Era algún tipo de medicina? Alois se quedó perplejo, pero realmente no lo sabía.

"...¿Qué estás haciendo exactamente?"

"Es como puede ver."

Camilla ni siquiera lo miró mientras enjabonaba su piel con la crema con toda la pasión de un gran artista. Al tener la piel acariciada por sus delgados dedos de esa manera, Alois sentía que no podía escapar de ella aunque quisiera.

"Deja de picar y me dijeron que también ayuda con la piel seca y con imperfecciones. Esa criada Irma me lo dio."

Diciendo eso, Camilla le echó un vistazo a Alois. Mientras esos ojos críticos de ella le miraban por todos lados, Alois se sintió aún más incómodo. ¿Había hecho algo recientemente para provocar su ira de alguna manera?

El día del desastre, había dejado a Camilla en la mansión para salir él mismo. En primer lugar, a pesar de conocer el peligro, la dejó acompañarlo a Einst. Podía pensar en varias razones por las que ella se enfadaría con él, en realidad.

"Lord Alois, ¿alguna vez ha cuidado realmente de su piel? ¿Por qué todas las personas que viven alrededor de las minas tienen una piel hermosa, pero usted no vive cerca de una mina y aun así se ve así?"

"...Ah, no. Nunca me preocupé por el cuidado de mi piel".

"¡Preferiría que se preocupara más por eso!"

Los hombros de Alois saltaron cuando Camilla le gritó de repente. Parecía que estaba molesta, pero en lugar de arremeter contra él, continuó aplicándole el ungüento en la piel de forma cuidadosa y minuciosa.

"Aparentemente, se pueden encontrar ungüentos como estos en cualquier farmacia de las ciudades mineras. Las cremas y lociones normales no parecen funcionar en absoluto contra el miasma. La gente de aquí dijo que eso era sólo 'sentido común'".

Hmph, Camilla resopló enojada. La rutina diaria de cuidado de la piel en la que Camilla había creído durante tanto tiempo no parecía tener ningún efecto para detener el miasma, pero Alois no tenía ni idea de por qué estaba tan molesta.

"Ya que tengo conocimiento de que este ungüento funciona bien, debemos abastecernos antes de regresar. ¡Así que, Lord Alois, por favor, asegúrese de cuidar su piel! De lo contrario, esa sensación de picor será insoportable".

Camilla miró fijamente a Alois mientras decía eso.

Como Alois ya se había acostumbrado a la comezón constante, no creía que la curación de su piel fuera tan importante. Sabía que había una medicina como ésta, pero nunca sintió la necesidad de usarla.

Pero para Camilla, probablemente era algo muy importante. Ella preferiría un hombre cuyos rasgos fueran limpios y suaves. Como la piel blanca de cerámica del príncipe Julián.

Alois suspiró, cerrando los ojos por un momento. Camilla terminó con una mano y ya había pasado a la otra.

Sus delgados dedos tiraron y empujaron la piel de la palma de la mano de Alois. No tenia ningún poder sobre ellos. Pero esas pequeñas manos suyas, ¿cuántas vidas habían salvado bajo la superficie?

"...La gente de este pueblo te ha enseñado algunas cosas, ¿no?"

"¿Disculpe?"

"Pensé que era imposible conseguir que este lugar me abriera sus corazones."

Abriendo los ojos una grieta, pudo ver que Camilla lo miraba. Y mientras lo hacía, Alois le mostró una sonrisa envidiosa.

"Esta ciudad es arcaica y xenófoba, la gente está atascada en sus tradiciones y es terca como las mulas. Una vez que hayan decidido desconfiar de ti, se necesitaría el cielo y la tierra para que cambiaran de opinión, así que todo lo que esperaba hacer era mantenerlos a distancia. Lejos de los amigos, pero tampoco de los enemigos jurados. Sin embargo, de alguna manera, lograste en un solo día lo que yo había renunciado hace mucho tiempo".

Alois no era el tipo de hombre que podía influir en el corazón de gente tan obstinada. Pero Camilla era caprichosa, impulsiva y temerariamente apasionada, alguien que podía confrontar y, en última instancia, llegar a la gente sin reservas.

A través de sus arrebatos de emoción, se acercó tanto a los que la admiraban como a los que la detestaban. A su manera, capturando los verdaderos sentimientos de la gente común.

Alois sabía lo difícil que era sacar a la luz lo que la gente sentía realmente. Y si eres un hombre como Alois, es más probable que la gente mantenga sus verdaderos pensamientos bajo control.

"Realmente estoy celoso de ti."

"¿Lord... Alois...?"

Camilla parecía confundida mientras sostenía con sus dos manos la gran palma de la mano de Alois. Después de dudar por un breve momento, Alois apretó su mano contra la de ella.

No había una sola mentira en las palabras que decía... Pero estaban ligeramente calculadas.

"Te admiro y te envidio... Pero sobre todo, estoy encantado contigo."

Reflexivamente se liberó de las manos de Alois y Camilla se puso de pie de un salto.

Alois no la atendió con resentimiento después de que Camilla se marchara. Nunca trató de agarrar su mano que la seguía hacia atrás, simplemente se sentó allí mirándola fijamente.

"¿Qué quiere decir con eso, tan de repente?"

"Solo dije lo que estaba pensando."

"¡¿Qué estaba pensando, dice...?! ¡Eso fue... fue...!"

Parecía como si estuviera tratando de cortejarla. Pero ella dudaba en llamarlo de verdad, así que Camilla se tragó la palabra.

"Guh.... Diga cosas como esa una vez que haya perdido la mitad de su...."

Las palabras de Camilla se calmaron mientras pensaba.

- ¿La mitad de su peso?

Él seguía siendo grande, ella juzgó que incluso si lo dividías por la mitad, él seguiría siendo más grande que dos hombres de tamaño normal. En primer lugar, no es como si ella tuviera una idea clara de cuánto pesaba realmente al principio, así que fue difícil para ella decir qué mitad era realmente.

Pero, no había duda de que se había vuelto más delgado de lo que era antes. Mirándolo atentamente, pudo finalmente ver su cuello, que antes estaba completamente cubierto por sus múltiples barbillas, y sus ojos, que antes estaban enterrados en su hinchada y gorda cara, ahora eran más pronunciados. Seguía siendo redondo, pero las sombras que ahora proyectaba parecían más humanas que las del sapo. De hecho, ¿era posible que ya hubiera perdido la mitad de ella?

"Guh...."

Camilla apretó las palmas de sus manos mientras se masticaba el labio enfurecido. Ella frunció el ceño a Alois, pero él no se encogió de hombros, simplemente mirando a Camilla.

Alois a veces mostraba este lado a sí mismo. ¿Fue sólo por ser sincero? ¿U honesto? Cuando él la ataca de una manera tan directa como esa, le resultaba imposible responderle.

Espera, ¿pero eso no significa que perdió?

"¡Solo... la mitad es solo el primer paso...!"

Sacudiendo la cabeza con furia, Camilla encontró una nueva determinación.

Porque como alguien que podía soportar besar y casarse, Alois todavía estaba lejos del ideal de Camilla. Ese sapo indignantemente asqueroso se había convertido en una rana gorda, eso es todo.

Tal como ella lo había dicho desde el principio, Camilla tenía la intención de convertir a Alois en un hombre que los volvería a todos verdes de envidia. Cuando lo estaba, Camilla hacía desfilar a Alois alrededor de la capital del brazo, dominando a todos los que se habían metido con ella.

Ahora mismo, nadie podría llamar a Alois guapo. Todavía había tantas cosas que ella necesitaba arreglar sobre él. La piel áspera y llena de viruelas sobre todo. Sin mencionar que todavía se veía gordo, con el pelo grasiento y ese sentido de la moda de su total miseria.

Hasta que fijó cada uno de esos puntos, el logro de su objetivo estaba aún muy lejos.

"El siguiente paso será convertir esa grasa que le queda en músculo! "Hasta que esos brazos flácidos suyos que son más blandos que los míos sean fuertes y duros, no puedo aceptarlo en absoluto".

Mientras Camilla hacía esa declaración, Alois sonrió amargamente. Con la mirada perdida, Camilla se devanó los sesos por esas palabras perturbadoras que había pronunciado antes.

No se atrevía a aceptarlo.

¿Él?

- ¿Aceptar qué?

Camilla no tenía una respuesta a eso.

Anterior  Índice 

Referencias

Gato Traducciones activado : Akuyaku Reijou wa Danna-sama wo Yasesasetai. Vol 3- Capitulo Final 1

Show preview
Volumen 3 Final 1 La verdadera escala del desastre fue difícil de asimilar. Casi la mitad de Einst había quedado prácticamente reducida a escombros. La mayoría de las casas de la mitad sur de la ciudad, muchas de ellas en la calle principal,

Gato Traducciones activado : Akuyaku Reijou wa Danna-sama wo Yasesasetai

Show preview
Akuyaku Reijou wa Danna-sama wo Yasesasetai Titulo en ingles: The Villainess Wants to Slim Down Her Husband Autor: Haiaka Artista: Kurodeko Traducción Jap-Ingles: Mistake Were Made Traducción Ingles-Esp: Gato Traducciones Sinop

Comentarios

Mostrar comentarios como Plano | Hilos

Artemisa activado :

No te hagas te gusta Alois gordito y todo me preguntó que hará cuando él alcance la forma que ella quiere, pobre no le quedarán excusas para aceptalo, reconocerlo y enfrentarlo ajajaaj la verdad sentí que de Verdad esta vez fue demasiado ruda y sus palabras le afectaron más a Alois, que triste

Mari activado :

Pobre Alois.

Ay camilla. Cuando cumplas con las metas.
No te va a quedar de otra que aceptar que has estado enamorada de el desde que solo era fofito. Jsjsjs

Bueno, si mantiene el uso de la crema entonces su piel sanara bien en poco tiempo; y si alguien empieza a instruirlo en el uso de una espada o algo así, pues sus músculos aparecerán.
Alois nunca dejara de ser grande, con músculos nunca tendrá esa apariencia delicada que el príncipe supuestamente tiene.

Pero, honestamente, con la personalidad fuerte de Camilla, una hombre así, es lo mejor para ella.

Añadir comentario

Encerrando entre asteriscos convierte el texto en negrita (*palabra*), el subrayado es hecho así: _palabra_.
Smilies normales como :-) y ;-) son convertidos en imágenes.
Direcciones e-mail no serán mostradas y sólo serán utilizadas para notificaciones a través de esa vía
Form options