Skip to content

Akuyaku Reijou wa Danna-sama wo Yasesasetai. Vol 4(2) - Capitulo 10

Volumen 4(2)

Capitulo 10

Lo que Franz es para Klaus, Camilla era para Liselotte.

Camilla no solo había estado enamorada del príncipe Julián, sino que se había esforzado hasta los huesos en un esfuerzo desesperado por captar su atención.

Para captar el ojo del Príncipe, ella empujaba a otros fuera del cuadro y usaba cualquier medio a su disposición para acercarse a él: la influencia de sus padres, sus propias conexiones, así como algunas mentiras bien hiladas. En su búsqueda por convertirse en la imagen de la mujer ideal del Príncipe, escogió los vestidos más hermosos, se puso todo tipo de galas y pasó horas incalculables aplicando polvo y otro maquillaje. Incluso seguía de cerca los temas que le gustaban al Príncipe para poder estudiarlos también, con la esperanza de atraparlo en una conversación.

Y sin embargo, el deseo de Camilla nunca se hizo realidad. Por mucho que ella lo anhelara, el corazón del Príncipe pertenecía únicamente a Liselotte. Por mucho que ella se vistiera o estudiara para satisfacer sus gustos, el Príncipe buscaba a Liselotte.

Frustrante. Frustrante, frustrante, frustrante, era insoportable.

- ¿Por qué nunca miraste hacia mí?

"Tu posición es lo que Franz quiere por encima de todo lo demás, ¿no es así?"

Levantando la cabeza con arrogancia, Camilla miró a Klaus.

"Hizo un esfuerzo increíble, pero aún no lo ha conseguido. Pero lo vas a dejar pasar porque sientes lástima por tu hermano".

Su hermano estaba dispuesto a volverse desagradable en su desesperada lucha por lo que deseaba, pero Klaus se contentaba con dejarlo a un lado. Lo que era un tesoro a los ojos de Franz le parecía basura a Klaus.

"Todo lo que haces es burlarte de Franz y de todo por lo que ha trabajado. No solo ser el jefe de la familia Lörrich, sino sus planes para el futuro de esta ciudad y su gente. Es como decir que todo por lo que ha estado trabajando toda su vida es inútil".

Camilla se detuvo para recuperar el aliento.

Si algo era profundamente importante para ti, verlo tirado a un lado como basura te dolería. Sin embargo, ser reducido a tener que recogerlo en la senda de otra persona, como un mendigo hambriento, era igualmente doloroso. Siempre había querido ganarlo ella misma. Sus esperanzas, sus deseos, Camilla siempre había luchado para que se cumplieran.

"Nadie se alegraría de que le dieran algo así por lástima".

"...¿En serio?"

Klaus lentamente se cruzó de brazos mientras miraba a Camilla.

Era difícil saber lo que estaba pensando, ya que su expresión no se movía. Klaus, y Alois también, ¿por qué a veces era tan difícil leer sus caras?

"¿No seguiría contento con ello? Aunque fuera de segunda mano, seguiría siendo de él".

"¡Es exactamente porque es de segunda mano que no lo hará!"

"Si Liselotte se hubiera hecho a un lado por ti también, el Príncipe podría haberse convertido en tuyo."

Mientras decía eso con tanta calma, las palabras de Camilla se le atascaron en la garganta.

Si Liselotte no estuviera allí... Ella lo había pensado a menudo.

"Aún amas a ese príncipe, ¿verdad? Incluso si fuera una victoria desagradable, aun así querrías ser elegida, ¿verdad?"

La sonrisa de Klaus se convirtió de repente en su habitual sonrisa burlona.

Camilla sintió que esa expresión suya intentaba incitarla a rendirse.

"Si realmente quieres algo, lo tomarás sin importar cómo te caiga. Si no lo aceptaras, ¿podrías decir que realmente lo querías?"

Ella no sabía qué responder.

Camilla inadvertidamente dejó caer la mirada al suelo, mientras esa pregunta latía en su cabeza.

¿Y si Liselotte se hubiera compadecido de Camilla y hubiera renunciado a su puesto de Reina?

El Príncipe lloraría su pérdida, pero Camilla podría consolarlo. Un día podría convertirse en la primera persona en su mente, incluso si hubiera heredado la posición de segunda mano. Cumpliría su deseo y le daría esperanza para el futuro.

- Y, sin embargo...

Se preguntó a sí misma.

Si Liselotte simplemente hubiera desaparecido, ¿podría haber sido realmente feliz Camilla?

"Puede que lo odies al principio, pero con el tiempo te alegraste de que te lo dieran."

Klaus dijo eso, como si estuviera mirando directamente a los pensamientos de Camilla.

Por muy frustrante que fuera, Camilla no pudo responder. Su silencio estaba confirmando sin saberlo que sus palabras tenían un indicio de verdad para ellos.

Pase lo que pase, sus sentimientos no habrían sido los mismos para siempre. Una vez que el Príncipe dejara de lado sus recuerdos de Liselotte, Camilla habría podido vivir con él en la dicha.

"Soy un genio, así que no es difícil entender cómo se siente la gente. Lo que la gente quiere de mí y lo que la gente quiere para sí misma, es fácil de ver".

Klaus se rió mientras se encogía de hombros, como si todo esto fuera solo un juego.

Ella odiaba esa risa.

"Por eso, es fácil estar a la altura de las expectativas de todos. Por eso me hago el tonto. Para satisfacer las expectativas de todos, me desplomaré. Ese tipo, Alois, es el mismo, ¿sabes?"

"¡No compares a Lord Alois contigo!"

Mientras escuchaba a Klaus derribarse a sí mismo, Camilla lo gritó con ira. Hasta Camilla se sorprendió.

Al darse cuenta de que Klaus la estaba engañando, levantó la cabeza. Liselotte no iba a desaparecer simplemente. No había "si" ni "peros" al respecto.

En primer lugar, no se trataba de Camilla.

"Lord Alois no es un tonto. Aunque haya sido un tonto en el pasado, ahora es diferente".

Usando la palabra 'tonto', debe haber estado insinuando cómo se veía Alois.

Si lo consideraras así, Alois era sin duda una figura a la que la gente se burlaría. Entre los nobles de la capital, Alois fue ridiculizado como el "Sapo del Pantano", algo que incluso Camilla se dejó engañar. A pesar de ser un pariente de la familia real, era retraído y feo, una persona mejor dejada para que se pudriera en las sombras.

Pero Alois intentaba cambiarse a sí mismo. No era como Klaus, que estaba atascado en su papel de tonto.

A diferencia de Klaus, él no iba a negar quién era realmente para satisfacer las expectativas burlonas de los demás.

"...El único tonto aquí eres tú. Todo sobre tu hermano menor y las expectativas que tienes son sólo excusas".

Camilla se adelantó, levantando una vez más la cabeza.

"¿Qué es lo que deseas? ¿No dijiste que no querías ver el cambio en esta ciudad?"

"...No hay forma de que se cumplan mis deseos y los de Franz."

"¡Esto no es por tu hermano!"

Al cortar las palabras de Klaus, Camilla volvió a levantar la voz. A pesar de que fue Camilla quien se entregó a sus pasiones, Klaus parecía haber perdido las palabras con las que argumentar. Mientras Klaus rechinaba los dientes, Camilla volvió a dar un paso adelante.

"¿Qué es lo que quieres hacer? ¿Es la ciudad importante para ti? ¿¡O simplemente te vas a rendir!? Si no puedes decidirte, entonces no te molestes en quejarte conmigo".

Otro paso adelante. Mientras Camilla estaba de pie justo delante de él, le dio un empujón en el pecho, como si estuviera apuntando su pregunta justo hacia su corazón.

"¡Tienes algo que quieres hacer! Así que solo sal y hazlo!!"

Las mejillas de Camilla se sonrojaron de ira. Al lanzarle esas palabras a Klaus, ella también se estaba persuadiendo a sí misma.

Liselotte nunca dudó, como Klaus. La idea de entregar su premio a otra persona nunca se le había pasado por la cabeza. Liselotte también era seria. Al igual que Camilla, ella tomaría lo que quisiera por cualquier medio.

Liselotte no se hizo a un lado. Incluso si Camilla hubiera rogado y suplicado, nunca habría cedido su lugar al lado del Príncipe.

"Sabes... Realmente no eres nada lógica."

Klaus suspiró, mirando el dedo de Camilla que se clavó en su pecho.

"Eres la primera persona con la que he hablado así de Franz. Pero de alguna manera, te las has arreglado para que esta conversación se convierta en algo sobre mis propios deseos…"

"¿¡Y qué!? ¿Tienes alguna queja?"

"No. Gracias.... por decir lo que dijiste."

Mientras Klaus le daba las gracias con una voz ligera, Camilla parpadeó sorprendida. Por un momento pensó que estaba escuchando cosas mientras le fruncía el ceño, confundida, pero no había forma de confundir esas palabras.

Se encontró con los ojos de Klaus, que habían vuelto a su normal despreocupación.

"Supongo que una chica testaruda tampoco es mala a veces."

"¿Ja?"

"Oye, soy un tipo mucho mejor que ese príncipe tuyo. En primer lugar, soy un genio, y al menos por el momento, sigo siendo un noble. Soy un mejor partido que ese príncipe ciego e idiota, así que cásate conmigo".

Cuando Klaus volvió a ser el de siempre, Camilla suspiró profundamente. No podía distinguir sus chistes de cuando estaba hablando en serio otra vez. Si la volviera a poner en ridículo una vez más, nada de lo que Camilla pudiera decir le llegaría.

"Me niego."

"Una respuesta inmediata, ¿eh?"

Klaus no parecía herido, simplemente movía la cabeza ligeramente. Por eso ella pudo rechazarlo tan inmediatamente.

"Por supuesto, eso es natural. Una propuesta de matrimonio tan poco entusiasta, que ni siquiera vale la pena pensar en eso".

"¿Oh? Pensé que era uno bastante bueno y serio, sin embargo..."

Era difícil ver qué pensamientos verdaderos se escondían tras la sonrisa de Klaus.

Una típica sonrisa coqueta.... no podría haber sido más profunda. Pero algo le preocupaba a Camilla, un pliegue que se formaba entre sus cejas mientras fruncía el ceño. Ella le había respondido como si fuera una broma, pero si él hablaba en serio, entonces ella debería darle una respuesta real.

"En ese caso, me niego categóricamente."

Camilla habló con firmeza.

"Si así es como te sientes, sería cruel de mi parte darte falsas esperanzas."

"... ni siquiera una segunda oportunidad, ¿eh?"

Klaus suspiró mientras murmuraba eso, deseando que al menos ella hubiera parecido un poco nerviosa al respecto.

Anterior  Índice  Siguiente

Referencias

Gato Traducciones activado : Akuyaku Reijou wa Danna-sama wo Yasesasetai. Vol 4(2) - Capitulo 9

Show preview
Volumen 4(2) Capitulo 9 Camilla siguió a Klaus por un corto sendero hasta la parte posterior del jardín trasero de la mansión Lörrich. Siguieron caminando hasta que llegaron a un pequeño edificio. Las paredes del edificio eran blancas y sin rasgo

Gato Traducciones activado : Akuyaku Reijou wa Danna-sama wo Yasesasetai. Vol 4(2) - Capitulo 11

Show preview
Volumen 4(2) Capitulo 11 El sonido era suave, pero se oía claramente. Mientras esa breve nota resonaba por el frío sótano, los rostros de todos se alzaban como uno solo para mirar su fuente. "¡Wow....! ¡Una nota! ¡¡Una nota salió bien!!! Fu

Gato Traducciones activado : Akuyaku Reijou wa Danna-sama wo Yasesasetai

Show preview
Akuyaku Reijou wa Danna-sama wo Yasesasetai Titulo en ingles: The Villainess Wants to Slim Down Her Husband Autor: Haiaka Artista: Kurodeko Traducción Jap-Ingles: Mistake Were Made Traducción Ingles-Esp: Gato Traducciones Sinop

Comentarios

Mostrar comentarios como Plano | Hilos

Mari activado :

Bueno, quiero creer que Camilla solo tiene ojos para Alois, no importa lo que su boca diga.

jsjsjsjs

Ahora a ver que decide hacer Klaus. Espero que luche por la herencia y no se haga a un lado. Que Franz solo haya vivido para heredar no significa realmente que solo sirva pata eso. Es solo que es el único camino que ha visto de momento.

Tampoco hay que limitar las posibilidades del hermano menor.

Artemisa activado :

Con esa respuesta tan rotunda nuestro tiene Alois tiene mucha oportunidad, gracias por la traducción :-) .

Añadir comentario

Encerrando entre asteriscos convierte el texto en negrita (*palabra*), el subrayado es hecho así: _palabra_.
Smilies normales como :-) y ;-) son convertidos en imágenes.
Direcciones e-mail no serán mostradas y sólo serán utilizadas para notificaciones a través de esa vía
Form options